lunes, 30 de junio de 2008

Carrera : II Memorial Vicente Contreras (Vicalvaro)

Carrera : II Memorial Vicente Contreras
Lugar: Vicalvaro (Madrid)
Fecha : Domingo, 29 de Junio de 2.008

Hay que morir con las botas puestas..................

Ayer fue un día duro, muy duro para mi, de hecho, tengo pocas ganas es escribir la crónica de la carrera de ayer, pero tengo que ser consecuente conmigo mismo y si este blog lo escribo para contar mis andanzas por la categoría master, hay que hacerlo tanto si vienen bien dadas como si vienen mal, muy mal.........................


Ayer se disputo la carrera de Vicalvaro, una carrera que me trae grandes recuerdos, ya que la gané el año pasado y en los días previos, la organización me había comentado que era el protagonista del cartel promocional de la misma, han hecho 2.000 carteles que ha repartido por todo el barrio de Vicalvaro, este es mi momento de gloria.



Como decía, la carrera se disputa sobre un circuito de unos 1,9 kms, este año es distinto a los años anteriores debido a una serie de obras, que obligaban a que fuera en forma de cuadrado, un circuito que por otra parte es muy, pero que muy rápido, vamos que se llegaba a tardar unos 2:30-2:40 por vuelta, además, se daba la circunstancia que al contrario de otros años, en la recta de meta, soplaba el viento a favor y no en contra, por lo que se volaba.


Yo toda la semana estuve con la incertidumbre de si podía o no podía ir por una serie de temas laborales, al final, si pude ir a defender el titulo, cosa que mis amigos y compañeros de equipo no paraban de recordarme, aunque yo ya avisaba que no estaba ni mucho menos con el año pasado, tal y como luego se demostró de una forma dura.


La primera manga la disputaban los Master-40-50-60, que tenían que dar 20 vueltas al circuito, casi de salida (en la 3ª vuelta) se hizo una fuga de 3 corredores, mi compañero José Antonio Aramburu, Joaquín Rodríguez de Endesa y Emeterio del Penaca, al final victoria de mi compañero Aramburu, así que enhorabuena para el desde estas líneas. Una pequeña gran alegría dentro de un mar de dudas y abatimiento.



Luego, nos tocaba a nosotros, 28 vueltas, es decir, podíamos acabar mareados. Decir, que mi objetivo era acabar, creía que tenía la fuerza y la chispa suficiente para estar dentro del pelotón principal, pero no fue así. Como suele ser habitual, nada mas darse el pitido inicial, hubo un intento de fuga de unos cuantos, la verdad es que no se quienes eran ni cuantos fueron, solo se que había un berrendero, pero nada mas, estaba mas preocupado de no perder rueda.


Las primeras vueltas iban pasando y bueno, iba pensando que no iba mal del todo, estaba ahí en medio que no es poco, aunque la subida se hacia dura, ya que la recta de meta la subíamos a mas de 40, se notaba que el viento daba de espaldas, cuando otros años si en esta recta ibas a mas de 30 eras casi un machote. Cuando llevábamos apenas 4-5 vueltas, Juan nos dijo desde la banda que fuéramos ganando posiciones, que íbamos muy atrás, así que empecé a remontar poco a poco , y sobre la vuelta 5 estaba dentro de las primeras unidades del paquete.


Luego, empieza el baile, al comenzar la vuelta 6 y coronando la subida, arranqué con la esperanza que hiciéramos una fuga unos cuantos, cual fue mi sorpresa que iba yo solo, así que me dije que para adelante, qué demonios, lo hice una vez, por que no podía volver a salir, además, nadie contaba conmigo, he estado ausente de las carreras mucho tiempo y mi falta de forma es evidente, así que........pero nada, antes de terminar la vuelta, me cazo un pequeño grupo donde había prácticamente un corredor de cada equipo, había un Getafe, un Mulero, un Castellar, un Ciclos Corredor, un Endesa, un Pizzeria Española, un Penaca y yo, es decir, todos los equipos llevábamos a alguien, la fuga podía valer, así que todos empezamos a apretar, pero el pelotón venia muy pero que muy cerca, vamos que notábamos su aliento en el cogote, así que coronando me abrí por que no tenia sentido estar ahí sufriendo cuando era una fuga abocada al fracaso.


Y ahí comenzó mi calvario. Era el comienzo de la vuelta 7. Rápidamente me di cuenta que las piernas, el cuerpo y "el coco" no me iban, con lo que me quedé el ultimo sin remedio del paquete, en la siguiente vuelta ya comencé perder 5-10 metros con la cola del pelotón pero conseguí enganchar en la bajada, pero en la siguiente vuelta ya me quedé cortado sin remedio. Era la novena vuelta, Os puedo asegurar que es un momento difícil, sobre todo mentalmente, ya que podía haber tomado la decisión más fácil, que era abandonar, pero no quería hacer eso, así que me mentalicé para hacer toda la carrera si hace falta yo solo persiguiendo. Aunque no era perseguir si no haber hasta que vuelta aguantaba sin que me doblaran y por tanto me quedara eliminado.


Así que a partir de ese momento veía como el pelotón se iba alejando mas y mas, iba yo solo, dándolo todo subiendo y bajando, no quería que me doblaran, era el campeón y no podía entregarme así como así, había "que morir con las botas puestas", así que una vuelta tras otras ahí estaba yo como el Coronel Custer, aguantndo el tipo y las embestidas de los indios (Peloton, Jueces, el calor, yo mismo) luchando contra algo que antes o después se iba a producir, me iban a doblar.



Los jueces en la vuelta 13 ya me quería echar, me decían que me iban a doblar antes o después, que me bajara y me ahorraba el calenton, pero yo me negaba, que hasta que no me pasaran yo no estaba fuera de carrera, dos vueltas después se produjo, me doblaron y por tanto estaba fuera de carrera.Llegar a meta fue un suplicio mental, piensas muchas cosas y te vienes abajo, aunque sabes que no estas bien, piensas que podías haberlo hecho mejor, pero simplemente nos has podido, y estos momentos te los tragas en soledad, no hay otra. Mientras tanto la carrera seguía su curso y la verdad, no estuve muy atento, no tenía muchas ganas. Si me quedé hasta el final era para saber quien ganaba.


Finalmente el ganador fue Jorge Martínez del Mariscos Castellar seguido de su compañero de equipo Bonifacio Navarro, consiguiendo un doblete espectacular para su equipo, La verdad es que me alegro un montón por los dos, son muy buena gente y se lo merecen, aparte que llegando al sprint eras los claros favoritos. No podía haber nadie mejor (aparte de mis compañero claro esta) para ganar esta carrera. Así que enhorabuena para ellos.


Y ya está, se acabo. Cuando uno hecha la vista atrás, puede ver en perspectiva como cambia la condición física en tan solo un año, de acabar primer a acabar doblado. De tener ganas de entrenar a no tener ninguna gana de tan siquiera ver la bici, sinceramente espero que este año acabe cuanto antes. Lo que si esta claro es que la caída de hace algo mas de un mes, me ha dejado muy tocado, tanto física como anímicamente pero como decía al principio, hay que ser consecuente con uno mismo y hay que "morir con las botas puestas".


Hasta la próxima.

4 comentarios:

DANDY dijo...

Si una vez lo has conseguido porque no dos, o tres, o cuatro...??? Hay que pasar página y volver a empezar. Seguir dando pedales es la única solución para volver a encontrar la forma. ANIMO!!!

SMM dijo...

Muchas gracias colega, la verdad es que hay muchos momentos que este deporte es frustrante, pero eso no quiere decir que me rinda ni mucho menos.

En septiembre............la cosa será de otro color: seguro.

Gracias.

Anónimo dijo...

Venga Sergio, animo que tu tienes mas carreras dentro de esas piernas. relajate e intenta disfrutar.
Un abrazo

Molinero dijo...

Hey sergio tio mucho animo, que esto no se termina aqui.
Ahora a preparar lo que resta de temporada y a cascarla de lo lindo.

Venga tio animo y a entrenar mu duro.